18 ago. 2017

Todo es posible



“Así que yo no corro como quien no tiene meta; no lucho como quien da golpes al aire” (1 Corintios 9:26)

Martha Ann Erskine Ricks fue una mujer esclava del sur de los EE.UU.. Su padre logró juntar dinero y compró su libertad y la de toda su familia, y se trasladó a vivir a Liberia, el país africano que fundaron algunos ex-esclavos con la ayuda de organizaciones cristianas y algunos países.

En algún momento de su vida Martha se propuso que algún día visitaría a la persona más importante del mundo en ese momento, la reina Victoria de Inglaterra. Vivía a miles de kilómetros, pero se puso como meta que algún día eso sería realidad.

Pensar que alguien con tan pocos recuresos atravesaría medio mundo para ir a visitar a la reina victoria es una osadía aún en la actualidad. Pero ella se lo propuso y con mucho esfuerzo y escribiendo cartas logró ser invitada a una entrevista personal con la reina.

Ambas mujeres ser reunieron el sábado 16 de julio de 1892. Martha le llevó de regalo a la reina un edredón bordado con una imagen de un cafetal, símbolo de su país. Una de las razones por las cuales esta humilde mujer quería conocer a la reina era para agradecerle por ser el primer país en reconocer la independencia de Liberia. Ellen Johnson Sirleaf, la primera presidenta electa de un país africano, revivió la tradición y a cada dignatario que visita el país o que ella va, el regalo oficial es el edredón, en honor a la ex-esclava que soñó con ver a la reina más poderosa de su época.

Hay una lección en todo esto. Una persona con un ideal, provista de voluntad y con metas claras, puede lograr lo que se proponga, aunque sea ser recibida por una reina sólo para llevarle un edredón y su humilde agradecimiento.

Las mujeres de voluntad pueden cambiar sus circunstancias, si tan sólo se atreven a dar el paso suficiente para entender que los sueños pueden cumplirse, aún cuando tenga todo en contra. Las personas se diferencian entre los que sueñan y no hacen nada, y entre aquellos que tienen una meta y la logran porque trabajan. ¿Quién eres tú?



Copyright: Dr. Miguel Ángel Núñez. 
Del libro inédito: SER MUJER NO ES PECADO


#MiguelÁngelNúñez #meditaciónmatinal #devocióndiaria


Comparte en:    Facebook Twitter Google+

0 comentarios:

Publicar un comentario

Tus comentarios enriquecen este blog, y a las personas que lo leen. Te agradezco por tus aportes. Sin embargo, ten en cuenta que para que se publique lo que comentas debes indicar tu nombre (no se publicará ningún mensaje anónimo), y no debe aparecer ningún enlace a alguna página, número de teléfono, o dirección. Además, no se publicará ningún comentario con tinte ofensivo, homofóbico, discriminatorio, insultante o irrespetuoso. Todo lo demás, es bienvenido.