25 dic. 2016

Menos es más



“A su debido tiempo cosecharemos si no nos damos por vencidos” (Gálatas 6:9)

A través del mundo en los últimos años se está imponiendo el concepto de que “menos es más”, es decir, no se necesitan trabajar más horas para ser más productivo.

Esto se ha provado en distintos ámbitos. Finlandia, por ejemplo, es el país que menos horas de clases tiene por alumno, pero es quién posee el mejor rendimiento educacional del mundo, a diferencia de otros países que tienen el doble de horas de clases y no obtienen los mismos resultados.

En el ámbito empresarial, Suecia ha comenzado con un experimento que está dando resultados, reducir la jornada de trabajo desde 8 a 6 horas. Por ejemplo, algunos centros de la empresa japonesa Toyota, con cede en Suecia, decidieron recortar el número de horas de trabajo de los mecánicos a seis horas, ya que el estrés que tenían derivaba en errores frecuentes. Se crearon dos turnos de seis horas, con la misma paga pero una reducción en el tiempo y la frecuencia de los descansos. Desde entonces, el uso de las máquinas es más eficiente y las ganancias han aumentado un 25 por ciento.

En los centros de salud donde se ha adoptado esta política los empleados informan que sienten más energía y entusiasmo tanto en su vida laboral como en la personal. Eso implica reducir en la práctica las enfermedades, la depresión y el estrés que son muy comunes entre los trabajadores. Además, de llevar a un mejor trato hacia los pacientes.

Menos es más. No siempre quien trabaja más horas logra los mejores resultados, sino aquel que optimiza las horas que ocupa en un trabajo regular.

Cuando logramos entender el punto, entonces, la vida se torna en algo mucho más agradable.

La productividad en la vida se vincula no con la cantidad de horas que ocupamos en trabajar, sino con la calidad de vida que llevamos. Si el trabajo nos produce malestar, entonces, eso se trasladará a otras áreas de la vida, si es al contrario, sucederá lo mismo.

Trabajar menos y ser más productivo genera pensamientos positivos, actitudes más sanas y todo deriva en una calidad de vida más óptima. La vida no es mecánica, es activa, necesita de energía y entusiasmo para poder sostenerse adecuadamente en el tiempo.



Copyright: Dr. Miguel Ángel Núñez. Del libro inédito: 
SUPERANDO OBSTÁCULOS


#MiguelÁngelNúñez #meditaciónmatinal #devocióndiaria

Comparte en:    Facebook Twitter Google+

0 comentarios:

Publicar un comentario

Tus comentarios enriquecen este blog, y a las personas que lo leen. Te agradezco por tus aportes. Sin embargo, ten en cuenta que para que se publique lo que comentas debes indicar tu nombre (no se publicará ningún mensaje anónimo), y no debe aparecer ningún enlace a alguna página, número de teléfono, o dirección. Además, no se publicará ningún comentario con tinte ofensivo, homofóbico, discriminatorio, insultante o irrespetuoso. Todo lo demás, es bienvenido.